Las ojeras son producidas por diferentes causas: retención de líquidos, aplicación incorrecta de tu make up, incluso hereditarias, que este sería uno de los casos más extremos. Cualquiera que sea tu caso aprende a evitar algunos errores que pueden acentuar aún más esta condición.

Antes que nada, es ideal que utilices una crema especializada para el contorno de ojos, que ayuda a mantener hidratada dicha área, evitando la aparición arrugas prematuras.

Rímel

El rímel sin duda es parte indispensable de tu make up, no estarías completa si evitas aplicar rímel a tus pestañas. Asegúrate que a lo largo del día se mantenga impecable tu maquillaje y evita que sus partículas se alojen en la parte inferior de tus ojos. Si notas que conforme va transcurriendo el día, se oscurecen un poco tus “ojeras”, aplica polvo translúcido, para retirar las partículas que se han desprendido y retocar tu maquillaje. Puedes utilizar un rímel waterproof y disminuir este efecto negativo que crea el rímel tradicional.

Color ideal de corrector

Un buen aliado para disimular las ojeras, manchas e imperfecciones del contorno de ojos, son los correctores. Pero estos se convierten en tu enemigo, al seleccionar un color erróneo. Para seleccionar el corrector adecuado, debes tomar en cuenta el tono de tu piel y elegir solo un tono más claro para tu corrector, así cubrirás las ojeras sin que se vea cargado tu maquillaje.

Método de aplicación de corrector

Evita aplicar el corrector y frotarlo contra tu rostro, solo lograrás que desaparezca, sin cubrir las ojeras y debilitarás la zona propagando su aparición. La aplicación correcta es difuminar el corrector con unos golpecitos leves, hasta extender la fórmula por la zona deseada.

Consumo elevado de sal

El consumo elevado de sal provoca retención de líquidos. Baja el consumo de sal y notarás que tanto tus ojos como tu cuerpo se desinflama notoriamente. Evita preferentemente el consumo de la sal por la noche, así lograrás disminuir las bolsas de los ojos, que aparecen al despertar.

Falta de hidratación a tu cuerpo

El consumo de agua ayuda a tu cuerpo a desintoxicarse e hidratarse. Si tomas suficiente agua, lograrás expulsar el excedente acumulado, sobre todo en la zona debajo de los ojos, la cual es muy propensa a inflamarse cada mañana.

Fuente:

pinterest.com